Olvídate de dormir, se acabo eso de hacer planes…

Ante estas advertencias totalmente negativas, se entiende que la mayoría de parejas españolas decidan tener un solo hijo o, que el número de defunciones supere al de nacimientos con un saldo negativo de 31.245 personas, como así  reflejan los datos de la encuesta sobre “Movimiento Natural de la Población” que realizó el Instituto Nacional de Estadística (INE) en el 2017.

Poca ayuda institucional

Ha esta decisión de no tener hijos se suma la poquísima o nula ayuda de administración y empresas, donde lo primero que preguntan al entrevistar a una mujer en edad de ser madres (15-49 años) es si tienen hijos, o pareja estable..

El riesgo de perder su situación laboral y sueldo es real, y provoca que la decisión de ser madres se posponga cada vez más, hasta los 32,1 años en el caso de las españolas indica el estudio. Momento que urge decidir, ya que las condiciones físicas no son las ideales, lo que conlleva en numerosas ocasiones la necesidad de recurrir a tratamientos de reproducción costosos que no siempre funcionan.

Es cierto que un embarazo supone cambios hormonales molestos y que surgirán numerosas situaciones de soledad que supondrán un reto psicológico, pero, el malestar temporal o la situación laboral no deberían condicionar tu decisión de ser madre si es algo que deseas con intensidad.

Sería ideal hacer un nuevo planteamiento de la situación a alguien que te escucha y espera su momento, compartir entre nosotros y mostrar lo más fielmente posible, las increíbles y casi indescriptibles sensaciones positivas que vivimos al ser madres, al conectar con tu hijo y verte reflejada en él en versión mejorada. En vivir infinidad de momento emocionantes provocados por una simple mueca o sonrisa espontanea y a veces cómplice. Quizá si supiéramos transmitir todo esto tan fácilmente como exponemos los problemas, serian más las que tomaran la decisión de ser madres, sin miedos ni complejos,  teniendo claro que es lo mejor que les puede pasar a nivel personal si sienten el deseo de ser madres.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.     ACEPTAR